(+34) 644 904 371
WhatsApp Disponible
CompraVenta Relojes Vintage & Antigüos | Perito Tasador Horología
Servicio Recogida
En Toda España
Vaya al Contenido

Compraventa & Perito Tasador de Relojes

Miembro de la Asociación Nacional de Tasadores, Peritos y Mediadores

Compra, Venta & Subastas

Comerciante de relojes de pulsera vintage a nivel internacional. Subastas de relojería antigüa, de culto y piezas de colección. Envíos y recogidas en todo el mundo.

Perito Tasador Certificado

Titulado como Perito Tasador de Relojes, realizo informes periciales y tasaciones certificadas. Miembro de la Asociación Nacional de Tasadores, Peritos y Mediadores.

Autentificaciones Vinculantes

¿Duda sobre la originalidad de un reloj que ha comprado? ¿Quiere vender un reloj y le gustaría aumentar el precio y la confianza entre posibles compradores? Autentifique su reloj de marca.

NOVEDADES EN RELOJES VINTAGE

ESPECIALIZADO EN HOROLOGÍA DE ÉPOCA CON HISTORIA

Vender Relojes

Compramos relojes vintage y antigüos de cualquier marca de horología, como Rolex, Omega o Breitling entre otras. Cualquier estado, incluso averiados. Valoración Whatsapp.
SOLICITAR VALORACIÓN

Vender Estilográficas

Si está interesado en vender instrumentos de escritura tanto vintage como de lujo, solicite valoración sin compromiso. Marcas como Montblanc, ST Dupont o Cartier entre otras.
SOLICITAR VALORACIÓN

Vender Encendedores

Si tiene un mechero de colección de marcas como ST Dupont, Cartier o Dunhill, puede solicitar valoración sin compromiso. También puede reparar un encendedor ST Dupont.
SOLICITAR VALORACIÓN
PASOS PARA VENDER

PASO 1 Valoración Orientativa
Valoración realizada por Perito Tasador de Relojes titulado inscrito a la A.N.T.P.M. (Asociación Nacional de Tasadores, Peritos y Mediadores) especializado en el peritaje, tasación y compraventa de relojes, instrumentos de escritura y encendedores.

-

PASO 2 Envío o Recogida
Si está conforme con la valoración, DHL o Correos recogerá el paquete o lo puede enviar desde la oficina. El envío lo gestionamos nosotros, será gratis para usted y siempre asegurado contra pérdidas y daños.

-

PASO 3 Dinero 24/48 Horas
Se comprobará estado y autenticidad del reloj. Posteriormente, se hará el pago por transferencia bancaria inmediata.

-

ADICIONAL Valor Económico Alto
Para lotes o piezas con alto valor, opción de organizar una cita y cerrar una transacción en persona con pago por transferencia bancaria inmediata.

Solicite valoración por Whatsapp pulsando el siguiente botón o rellene el formulario.
FORMULARIO DE VALORACIÓN
Adjunte fotografías
CHRONO24 | Trusted Seller
Soy Trusted Seller ( vendedor profesional de confianza ) en Chrono24, la plataforma Nº 1 de compraventa de relojes de lujo y vintage a nivel internacional.

INFORMES PERICIALES, TASACIONES CERTIFICADAS Y AUTENTIFICACIÓN DE RELOJES

Además de dedicarme a la compraventa de relojes, instrumentos de escritura y encendedores de forma profesional, también realizo informes periciales, tasaciones certificadas y autentificaciones tanto a particulares como a profesionales. Si necesita contratar mis servicios como perito titulado especializado en relojes, contacte conmigo y le daré un presupuesto a medida.

  1. Valoraciones no certificadas. Ideal para los que solo quieren saber el valor de un reloj de forma orientativa.
  2. Tasaciones certificadas. Este servicio certifica el valor de un reloj e incluye informe pericial vinculante ante procesos judiciales, etc.
  3. Autentificaciones certificadas. Habitualmente contratado por personas que sospechan que pueden haber sido engañadas o vendedores de relojes que quieren aumentar el precio en la venta, ya que este tipo de informe de autentificación es un valor añadido para aumentar el precio de un reloj.

Las marcas habituales con las que trabajo en mis servicios como perito están: Rolex, Omega, IWC, Breitling, Hublot, Panerai, TAG Heuer, Montblanc, Bulgari, Cartier, Oris, Zenith, Patek Philippe, Audemars Piguet, Jaeger-LeCoultre, A. Lange & Söhne, Tudor, Longines, Sinn, Chopard, Blancpain, Franck Muller, Glashütte Original, Bell & Ross, Girard Perregaux, Maurice Lacroix, Chronoswiss, etc.

Actualmente pertenezco a A.N.T.P.M. ( Asociación Nacional de Tasadores, Péritos y Mediadores - España ), a la A.P.P.J. ( Asociación Empresarial de Peritaciones y Valoraciones - España ) y a la N.A.W.C.C. ( National Association of Watch and Clock Collectors - USA ).
Asociación Nacional de Tasadores, Peritos y Mediadores
  • Particulares y Profesionales
  • Divorcios y Herencias
  • Casas de Subasta y Empeños
  • Anticuarios y Brocanters
  • Relojerías y Joyerías
  • Museos y Fundaciones
  • Coleccionistas
  • Ministerio de Justicia
  • Agencia Tributaria
  • Entidades de Inversión
  • Notarios y Abogados
  • Aseguradoras

Compraventa de relojes vintage en España

¿Quieres vender tu reloj de forma rápida y segura? Me dedico de forma profesional a la compraventa profesional en España de piezas de relojería. Un compraventa debe tener clara cuales son sus funciones en el mercado de la segunda mano, siendo estas desde la valoración orientativa hasta la compra y reventa final del reloj.

Actualmente trabajo por toda España como compraventa de relojes tanto de lujo como vintage. Si tienes un reloj de marca y quieres ponerlo a la venta, antes contacta conmigo para poder ayudarte con toda la experiencia que he adquirido en los últimos años. A continuación, verás una lista con todas las ciudades donde he comprado relojes en algún momento de la última década.

Reciba un trato directo y personal

Al vender un reloj a un compraventa profesional como es mi caso, le garantizo que recibirá un trato directo y forma, nada de grandes empresas que no ofrecen un trato cálido donde ambas partes durante la transacción se sientan cómodas.

Si me escoge a mi como su compraventa de relojes, obtendrá:

  • Valoración realizada por un Perito Tasador
  • Todo el proceso tarda 24/48 horas
  • Cualquier marca, modelo y estado
  • Más de 10 años de experiencia
  • Profesionalidad. Tratará con un compraventa de relojes profesional.
  • Eficiencia. Me desplazo por toda España en 24/48 horas.
  • Seriedad. Los acuerdos se mantienen y se respetan hasta el final.
  • Discreción. Solo sabremos de la transacción usted y yo.
  • Solvencia. Trabajo con relojes de alto valor.
  • Internacional. Desplazamientos internacionales en menos de 72 horas.
Vídeo de los relojes vintage, antigüos y de época de pulsera, piezas de relojería orientadas al coleccionismo.

Razones habituales por las que usted puede querer vender su reloj a un profesional

Nunca es fácil vender un reloj si este tiene un valor sentimental. A continuación expongo las razones más habituales por las que una persona recurre a vender un reloj a un compraventa profesional y cerrar una transacción segura y sin riesgos, este es el TOP 6 razones por las que recurrir a un experto en la compra y venta de piezas de relojería.

El TOP 6 razones por las que puede querer vender su reloj

  1. Renovación periódica. Es muy habitual que un hombre quiere cambiarse de reloj por el simple echo de querer mantenerse actualizado en el mundo de la horología.
  2. Necesita liquidez. Muchas personas optan por vender su colección de relojes por necesitar liquidez económica. Sin duda es una de las mejores formas de obtener dinero rápido sin tener que solicitar préstamos ni créditos urgentes.
  3. Regalos que no se usan. Cada año, durante el mes de Enero, vemos un aumento de relojes en venta debido a que muchos relojes que se regalaron en fiestas navideñas no tuvieron el éxito esperado.
  4. Cambios en la colección. Habitualmente los coleccionistas de horología quieren cambiar sus relojes de pulsera y estos apuestas por recurrir a un compraventa profesional que les valore y compre sus mejores piezas.
  5. Piezas que dejan de gustar. Esto es muy típico con relojes que no son de colección ni tampoco modernos. Relojes que tienen entre 5 y 15 años y que por evolución en los gustos personales dejan de gustar.
  6. Una herencia. Es otro punto relevante a destacar. Muchas personas que heredan relojes, plumas estilográficas o encendedores, contactan conmigo para solicitar una valoración orientativa y vender las piezas de relojería y colección que han recibido.

Qué es un reloj vintage ¿es lo mismo que un reloj retro?

Para que un reloj sea considerado vintage debe reunir varias características, siendo la más importante la que influye a la edad del reloj. Un reloj vintage debe tener más de 30 años, aunque algunos dicen que a partir de 20 años ya se podría poner la etiqueta de vintage. Podríamos decir que cualquier reloj fabricado hasta los años 90, podría ser vintage y coleccionarlo como tal.

No debemos confundir un reloj vintage con uno retro. Los modelos retros son versiones actuales de modelos antigüos. Estos no pueden ser etiquetados como relojes vintage, ya que son relojes con estilo antigüo pero de fabricación reciente. Tenga esto en cuenta cuando decida comprar una pieza de horología mecánica en internet. Si compra un reloj digno de ser coleccionado, siempre estará adquiriendo un artículo con un valor añadido.
El mítico Breitling Navitimer con cálculo en el bisel.
Recuerde que compro y vendo relojes de época en todo el mundo, puede comprar aquí un reloj de época o vender un reloj que ya no quiera o necesite. Solicite una valoración sin compromiso para que pueda darle un precio a su reloj, debe haber sido fabricado entre 1930 y 1990 para que lo incluya en el catálogo de esta web.

Si tiene un reloj antiguo de más de 30 o 40 años, no dude en ponerse en contacto conmigo para pedir una valoración aproximada del reloj. Puede hacerlo por Whatsapp o rellenando el formulario. Y no tiene que preocuparse por su ubicación, ya que trabajo en todo el mundo y siempre ofrezco un servicio de compra y venta de calidad, siendo rápido y seguro todo el proceso.

Los tipos de relojes de época más habituales son:

  1. Cronógrafos
  2. Relojes de buceo
  3. Relojes de piloto
  4. Relojes militares
  5. Relojes suizos
  6. Relojes de regata
  7. Otros


Como compraventa, me interesan:

  1. Automáticos
  2. Mecánico o de cuerda manual
  3. Cuarzo

Y por último, los materiales más habituales en la fabricación están:

  1. Acero
  2. Oro amarillo
  3. Oro blanco
  4. Oro rosa
  5. Plata
  6. Otros


  • 11 características típicas en un reloj antigüo o vintage según mi experiencia como compraventa

  1. Suelen tener más de 20 o 30 años, depende del coleccionista a quien le preguntes. Es habitual que se presente el debate entre coleccionistas acerca de los años que debe tener un reloj dentro de una escala temporal para que este sea considerado antigüo, vintage o simplemente viejo.
  2. El cristal de plexiglas, una característica de cierta relevancia. Los fabricantes de relojes empezaron a utilizar el cristal mineral a partir de los años 80. Muchos coleccionistas quieren el cristal original de plexiglás por darle un toque más exclusivo al reloj, ya que mantener un cristal original después de 30 años siendo de plexiglas, es una auténtica proeza, ya que este tipo de plástico se rayaba y deterioraba con mucha facilidad.
  3. Modelos que han dejado de fabricarse. Cuando un reloj es difícil de encontrar o existe una escasez, es ideal para que este obtenga la etiqueta de vintage, siempre que este tenga más de 30 años. Los fabricantes, por normal general, dejan de fabricar fornitura para los modelos que llevan 20 años sin fabricarse.
  4. Pocos conservan su estado original. Esto es muy común entre relojes con más de 30 años. El tiempo hace mella en todo, también en la horología, siendo está la principal razón por la que muchos relojes no conservan sus piezas originales. El paso del tiempo hace que este tipo de piezas sufran averías y daños, teniendo que recurrir al relojero para que le cambie piezas y pequeña fornitura por otra no original. Cuidado con los relojes frankenwatch, puede que acabes pagando más de lo que realmente vale un reloj.
  5. Es difícil encontrar un "full set" que incluya estuche y papeles originales. Es muy raro encontrar una pieza de horología que después de tantos años, el propietario del reloj haya guardado la caja original y la documentación que acompañaba el reloj al comprarlo en la tienda.
  6. Tienen rayas y otros daños superficiales. Cuando compra un reloj vintage no debe olvidar que es probable que haya tenido varios dueños, se haya utilizado a diario y que mantenga las durezas del día a día manifestadas con rayas y otros daños superficiales. No busque un reloj con más de 20 o 30 años y espere que su estado sea el mismo que el primer día.
  7. Es difícil que mantengan la resistencia al agua indicada por el fabricante. Aunque no lo crea, incluso muchos relojes que son diver pero tienen tantos años a sus espaldas, es mejor no mojarlos. Las piezas de horología tan antigüas deben evitar mojarse y si lo quiere hacer, vaya a un relojero profesional a que realice una prueba de hermeticidad.
  8. No suelen venderse en establecimientos oficiales de la marca. Las firmas de relojería no ofrecen comprar sus versiones vintage (al menos en el 99% de las veces) en sus tiendas oficiales. Este mercado está orientado a internet en su mayoría, pudiendo comprar este tipo de relojería en establecimientos de compraventa de relojes, foros, marketplaces y similares.
  9. La precisión, en la mayoría de los casos suele ser inferior a la versión moderna de un modelo. No compre un reloj vintage por su precisión. Los calibres de antes no tienen la precisión de los de ahora dentro de gamas de la misma categoría.
  10. En estado N.O.S. existe poca oferta. Un reloj de época en estado de N.O.S. quiere decir que es New Old Stock, traducido al español algo así como un reloj que viene de un viejo stock de almacén. Los relojes N.O.S. suelen venir de relojerías que cerraron, fabricantes que se han ido a la quiebra, colecciones privadas, etc. Deben llevar las etiquetas originales de la tienda, aunque no es preciso que mantengan el estuche y documentos originales, ya que este tipo de reloj en muchas ocasiones estaban de exposición en escaparates, etc.
  11. Los diámetros son más pequeños. La mayoría de relojes vintage suelen tener diámetros más pequeños que los actuales. En muchos modelos nos encontramos con que el tamaño de 36 mm. sin corona es el más grande dentro de un mismo modelo. Esto no quiere decir que no existan por ejemplo relojes diver antigüos con una caja de 40 o 41 mm. de diámetro, pero son una minoria.
Blancpain Fifty Fathoms, el primer reloj de buceo.

6 razones y ventajas para comprar un reloj vintage

Los relojes que llevan más de 30 o 40 años en el mercado se han convertido en una auténtica demanda. He aquí algunas razones por las que merece la pena añadir al menos un reloj de época a su colección de horología mecánica.

Aunque no todo el mundo está dispuesto a comprar un reloj de este tipo, la realidad es que son muchos los amantes de la horología que se pasan al mundo de lo antigüo, sobre todo en marcas con muchas curiosidades que contar. A continuación, te explico las razones por las que puede interesarte comprar un reloj con más de 30 años.

  1. Gran cantidad de modelos antiguos tienen precios más accesibles que sus versiones actuales.
  2. Muchos modelos vintage son inversiones rentables, aunque se debe saber que modelos concretos deben comprarse para poder obtener un beneficio a largo plazo.
  3. Este tipo de relojes siempre nos dan un valor extra, que es la antigüedad y la exclusividad en aquellos modelos que ya no se fabrican en masa.
  4. Son artículos ideales para los más nostálgicos, siendo los relojes vintage una fuente de recuerdos para muchos coleccionistas.
  5. Si le gusta comprar artículos con una historia detrás, este mercado de horología es el suyo.
  6. Serás diferente al resto, algo a tener en cuenta si buscas marcar la diferencia continuamente.

La relojería vintage ofrece varias ventajas que a menudo se pasan por alto. Por ejemplo, no limita la elección de marcas y modelos disponibles en el mercado. Por lo tanto, abre un abanico de opciones en el que, quizás, encuentre una pieza de relojería mucho más interesante que una de edición actual que no tenga la exclusividad de esa pieza antigua.

Los relojes antiguos son auténticos relojes y suelen tener una exclusividad que sólo tienen estas piezas. Con las piezas de horología mecánica vintage, es posible viajar en el tiempo y retroceder unos años hasta los años 60 o 70 y encontrar un modelo con un encanto especial.

La realidad es que esta magia es el factor que marca la diferencia entre los modelos vintage y los retro. Un reloj retro es un modelo actual con un estilo reciente que imita el estilo de una época determinada, normalmente simulando estilos de los años 60 o 70. Pero hay que tener cuidado, porque no se trata de un reloj histórico con una anécdota emocionante que contar, sino de una pieza con carácter historicista, que no es lo mismo.

El encanto que marca la diferencia en las piezas de época

Los relojes vintage ofrecen diversas ventajas frente al resto de piezas de horología, como por ejemplo la cantidad de modelos a eligir en el mercado de segunda mano. Esto quiere decir que es muy probable que usted encuentre una pieza de relojería mucho más interesante que una versión actual de ese mismo modelo.

Con este tipo de relojes de época puede viajar en el tiempo con la emoción y la nostalgia para remontarse a los años 60 o 70 y disfrutar de auténticas piezas de relojería interesantes y exclusivas. Saber que está frente a un reloj vintage auténtico es lo que marca la diferencia frente a los retro además de gozar de ese valor extra que le da la antigüedad, sobre todo cara a coleccionistas.

Comprar un reloj antigüo es la mejor manera de gozar de exclusividad frente a otros amantes de la horología. Los relojes modernos son los más habituales de ver, con grandes diámetros pero poca esencia. En los relojes con historia, nos encontramos con ese toque especial que tienen los calibres antigüos.

Saber disfrutar de un buen cronógrafo vintage o de un reloj diver de la época, hace al coleccionista diferencia. Puede encontrar auténticas joyas de la horología conociendo un poco la historia de la ciencia encargada de medir el tiempo. En esta tienda de relojería vintage podrá encontrar diferentes modelos exclusivos, únicos y con una historia interesante que contar.
Uno de los relojes de época más emblemáticos, el Universal Genève Polerouter.

El precio, una de las ventajas que debe tener en cuenta en piezas de época

Existen muchos relojes con la etiqueta época colgada que gozan de precios más bajos que su versión actual. Aunque es una realidad que esta característica es cada vez más difícil de encontrar, muchos modelos, sobre todo de marcas fuera de las más conocidas (Rolex, Omega, Breitling, Cartier, etc), están ofreciendo sus modelos más antigüos o de época a precios super interesantes.

Pero cuidado, cuando va a comprar horología antigüa no debe realizar comparaciones desacertadas. En muchos modelos, no es comparable la versión de época con su versión actual. Esto ocurre sobre todo con relojes que marcaron un antes y un después, como poor ejemplo el Blancpain Fifty Fathoms, el primer diver de la historia.

Consejos de un compraventa para invertir en relojes antigüos o vintage

Para invertir en relojes se debe tener amplios conocimientos de horología mecánica. Un reloj vintage puede ser una excelente inversión si sabe que modelos tienen potencial de revalorización. Para que una pieza de relojería tenga este potencial, debe reunir ciertos requisitos.

4 características habituales en los relojes que se revalorizan

  1. Perteneció a una persona relevante. El ejemplo más directo es el Rolex de Pawl Newman, modelo Daytona de la marca suiza, un reloj con la función de cronógrafo que alcanzó el increible precio de 15,3 millones de euros en una subasta, pasando este a ser el reloj antigüo de pulsera más caro de la historia. Se fabricaron muy pocas unidades de este Rolex Daytona por la escasa demanda que tuvo en su día. Esto ha hecho que actualmente un Daytona (que no perteneció a Pawl Newman) tenga un precio superior a los 200.000 euros.
  2. Fue el pionero en una hazaña y deja huella en la historia. Una vez más, que mejor forma de entender este punto que poner un ejemplo: Omega Speedmaster Professional o lo que es lo mismo, el primer reloj en llegar a la Luna. Este reloj formaba parte del equipo de cada astronauta y sin duda ha pasado a la historia por su hazaña con la NASA.
  3. Pocas unidades y ediciones limitadas. Ocurre habitualmente que relojes fabricados con ediciones limitadas son una inversión rentable a media o largo plazo, pero cuidado, esto ocurre solo con marcas reconocidas en el mundo de la horología mecánica, como Rolex u Omega entre otras. Vemos la misma situación cuando un fabricante produce pocas unidades debido a la baja demanda, teniendo este tipo de piezas de relojería potencial de revaloración si un día se ponen de moda entre coleccionistas (véase el caso del Rolex Daytona).
  4. Ofrecer una funcionalidad innovadora. Todos aquellos relojes que han sido los primeros en desarrollar alguna función / complicación nueva, tienen el potencial de aumentar de valor con el paso de los años.

Si analizamos el mercado de la relojería antigüa o de época más reciente, vemos como la marca más rentable para invertir son los relojes Rolex. Por ejemplo, su modelo Submariner de los años 50 (los primeros modelos que salieron), han alcanzado cifras de vértigo en subastas, concretamente la referencia 6204, disponible a la venta a partir de 40.000 euros.

Por otro lado, la marca suiza, tiene otra joya entre los coleccionistas, el modelo "Sub Red", con menos años, pero igualmente muy rentable como inversión si miramos las estadísticas de los últimos años. El Submariner Red tiene un precio que ronda los 30.000 euros, una pieza de relojería mecánica solo disponible para unos pocos afortunados.
El reloj de pulsera más caro del mundo (USD 17,8 millones), el Rolex Daytona de Pawl Newman.

Guía para comprar un reloj vintage: 6 pasos a tener en cuenta

A continuación una guía para comprar relojes vintage y/o antigüos y disfrutar del proceso de compra. Es importante tener diversos factores en cuenta y debe ser paciente para comprar la pieza de relojería con historia correcta. Tenga en cuenta los siguientes puntos antes de invertir dinero en una pieza de horología.

  1. Estudie los precios. Los relojes vintage no son una excepción cuando nos vamos de compras. Se debe mirar precios y ver cual de todos los modelos en venta por el cual sentimos interés ofrece mejores ventajas. No debe comprar el más barato, manténgase alerta ante relojes muy baratos, en el siguiente punto le explico el motivo.
  2. Cuidado a las falsificaciones. Como mencionaba en el punto anterior, un precio demasiado bajo es señal de alarma, especialmente si son vendedores particulares sin reputación. Compare fotografías de relojes de sitios oficiales o de confianza con las que le ofrece el vendedor. Tenga cuidado y ante la duda, consulte a un profesional.
  3. Recopile información. Cada vez es más común escuchar que la información es poder y es cierto, un comprador con información tiene ventaja en el mercado de relojes de segunda mano vintage. Estudiar precios, estadísticas, oferta, demanda, referencias exclusivas, etc. Si cuenta con información de diversos medios como revistas de horología, foros y otras fuentes de información, seguro que realizará una buena transacción.
  4. Full Set. Tenga en cuenta que un reloj de época que venga con su caja y documentos originales siempre será más valioso que otro que no lo trae. Dándonos un paseo por internet, podemos encontrarnos con relojes que valen el doble que otro del mismo modelo simplemente por ser un Full Set o contar con el estuche y papeles originales oficiales de la marca, normalmente entregados al comprar el reloj por primera vez en la tienda oficial.
  5. Vendedores profesionales. Un vendedor profesional siempre venderá más caro, pero de forma justificada. Un vendedor de relojes usados antigüos le dará 12 meses de garantía, le garantizará que el reloj es original y que ante un problema responderá. Por otro lado, un vendedor particular puede desaparecer después de la venta y esto es un grave problema si estamos hablando de transacciones (por ejemplo) superiores a los 500 euros. Ya no hablemos de transacciones de 3.000 euros o más, donde el riesgo de estafa se eleva si no compramos a vendedores cualificados.
  6. Sentido común. Cuando va a comprar un reloj antigüo, debe aplicar el sentido común y mantenerse alerta ante anuncios llamativos o que le hacen sospechar de estar ante un posible estafador. Siempre puede recurrir a un profesional (le invito a que contacte conmigo) para que le asesore en la compra de su reloj con más de 30 años.
Omega Speedmaster Professional, el primer reloj en llegar a la Luna.

Detalles que hacen que aumente de valor (o no lo pierda) una pieza de horología antigüa

Si queremos saber si nuestro reloj de época tiene potencial para aumentar su valor o al menos de no perderlo, debemos tener en cuenta diversos parámetros que haran que tu reloj se revalorice de forma exponencial. No tiene por que cumplir con estos 12 puntos, es probable que reuniendo un par de ellos tu pieza de horología mecánica aumente su valor.

Estos puntos son un comienzo para saber si el aumento del valor es viable a corto y largo plazo.

  1. El reloj debe funcionar correctamente y siempre se debe realizar un correcto mantenimiento.
  2. Las piezas que lucen las etiquetas de la relojería o lo que es lo mismo, están en estado N.O.S. o New Old Stock, siempre tienden a aumentar el valor de forma más fácil.
  3. Si tiene una pieza de relojería que ya no se fabrica, está cumpliendo con uno de los requisitos más importantes para la revaloración de un reloj.
  4. Matiene el brazalete original de época. Muchos coleccionistas son fieles seguidores de aquellos relojes que mantienen su correa original.
  5. El tipo de cristal es importante y por increible que parezca, muchos coleccionistas prefieren el plexiglas por ser más "auténtico" frente a el cristal mineral o de zafiro.
  6. Guarda el estuche y documentación original, como ya se ha mencionado más arriba, mantener la caja original y los documentos, es un clara ventaja frente a otros vendedores con el mismo modelo.
  7. Piezas reemplazadas no originales en las reparaciones, un error habitual. Intente que su relojero mantenga las piezas originales o utilice fornitura de la marca.
  8. Si usted es una persona relevante para la sociedad, nunca viene de más sacarse algunas fotografías para que en un futuro pueda demostrar que el reloj realmente era suyo. Existen muchos engaños respecto a este tema y es importante ir siempre un paso por delante.
  9. ¿Es antigüo (más de 100 años) o vintage (más de 30 años)? Los precios fluctúan de forma diferente en relojes antigüos o de época o que cargan más de 100 años en sus manecillas a las piezas de horología mecánica que tienen más de 30 años o son consideradas vintage. Estudie el mercado para obtener información relevante.
  10. El material de fabricación es importante (oro, acero, plata, latón, etc) ya que materiales como el oro o la plata, tienden a revalorizarse con el paso del tiempo. Esto quiere decir que si invertimos en un reloj de oro, tenemos potencial de revalorización gracias al metal precioso con el que se ha fabricado. Esto sería un valor añadido respecto a la revalorización natural de la pieza por el paso de los años.
  11. Una historia que contar. Si con ese reloj se han vivido situaciones poco habituales (por ejemplo el Seiko Speedtimer o Seiko Pogue con su viaje al espacio), mejor sacar pruebas para en un futuro poder venderlo a un precio acorde con su exclusividad, siempre pudiendo demostrar los acontecimientos que se hayan vivido junto a esa pieza de horología.
  12. Los diseños exóticos gustan a mucha gente, sobre todo a coleccionistas amantes de la horología con historia. En el mercado de segunda mano vemos auténticas piezas con diseños únicos que hacen que su revalorización con el paso del tiempo se justifique.
Seiko Speedtimer o "Pogue", otro clásico como reloj que viajó al espacio.

Y por último, mi debilidad como coleccionista, los relojes militares de la segunda guerra mundial

Dentro de la categoría de relojes militares de la SGM podemos encontrar auténticas piezas de horología mecánica duraderas y exclusivas, con un elevado precio entre muchos coleccionistas que anhelan con esperanza conseguir algo único que haya sido llevado por un oficial de uno de los bandos militares de aquella batalla que marcó un antes y un después en la historia de la humanidad.

¿Y qué modelos se utilizaron en la batalla? Los siguientes.

  • El A-11 o "el reloj que ganó la guerra" fabricado por Elgin, Waltham y Bulova

Con una caja decididamente pequeña (para los estándares actuales) de 30-32 mm, el A-11 fue diseñado por los famosos relojeros estadounidenses Elgin, Waltham y Bulova según los estándares del ejército estadounidense.

Fabricado principalmente con esferas negras, números arábigos blancos y agujas y graduaciones de 60 minutos, el A-11 se produjo en cantidades tan grandes que a veces se le llama "el reloj que ganó aquella guerra". A veces se encuentran versiones más extrañas con esferas blancas, así como ejemplos fabricados para las fuerzas de la Commonwealth con la designación "6B".

  • El Weems, producido por Longines

Aunque en realidad fue desarrollado en la década de 1930 por el capitán de corbeta Philip Van Horn Weems de la Marina estadounidense y producido por la firma relojera Longines, el estilo "Weems" de reloj de navegante fue posteriormente licenciado a la conocida marca de relojes Omega, que produjo aproximadamente 2.000 piezas para los militares de la RAF. Curiosamente, Jaeger LeCoultre también produjo su propia versión.

Estos relojes, muy especiales y exclusivos, aunque de diámetro bastante pequeño (aproximadamente 33,5 mm), presentaban un nuevo y revolucionario bisel atornillado que se fabricaba principalmente para sincronizar el reloj con una señal de radio para obtener una precisión de navegación exacta. Confusamente, se les dio el nombre de 6B/159.

  • La Dirty Dozen del Ejército Británico

La historia de la conocida Dirty Dozen comienza en 1939, justo al inicio de la Segunda Guerra Mundial. Los esfuerzos industriales en Gran Bretaña se centraban en la producción de componentes y maquinaria para el ejército del país, y sin un gran stock de piezas relojeras mecánicas, el Ministerio de Defensa se vio obligado a conseguir modelos adecuados para equipar a sus militares.

La respuesta a este problema llegaría en 1945 gracias a 12 relojeros suizos diferentes, cada uno de los cuales produjo un reloj de estilo similar: modelos de cuerda manual y a la altura de las rigurosas tareas diarias de los militares.

Las doce marcas que forman parte de esta Dirty Dozen son Omega, Jaeger-LeCoultre, IWC Schaffhausen, Lemania, Cyma, Buren, Longines, Eterna, Vertex, Record, Timor y Grana. Como curiosidad, originalmente eran 13 las marcas que componían este grupo de proveedores de relojes para la Segunda Guerra Mundial, la que faltaba era Enicar, pero por razones inciertas este fabricante abandonó el grupo.

Mientras que los modelos Omega son relativamente fáciles de encontrar, hay otros "unicornios" como el Grana o el Vertex que requieren meses o años de búsqueda para encontrar una buena oferta.

¿Cómo identificar un reloj Dirty Dozen original? Afortunadamente son muy fáciles de reconocer. Estos relojes eran mecánicos con cuerda manual. Los modelos de acero tenían esferas negras, números arábigos y agujas y marcadores luminosos.

Además, los relojes que forman parte de la Dirty Dozen, tienen un grabado en la parte trasera o reverso con las letras "W. W. W." seguidas de un número de emisión y el número de serie civil designado por el fabricante. Estas tres "W" significan "watch" (reloj), "wrist" (muñeca) y "waterproof" (resistente al agua), y fueron utilizadas por el Ministerio de Defensa para indicar la propiedad gubernamental.

  • El "Canteen Watch" fabricado por Hamilton y Elgin

El "Canteen Watch" fue fabricado por Hamilton y Elgin para la Oficina Naval de EE.UU. y entregado a los militares que formaban parte de los Equipos de Demolición Submarina, cuyo trabajo consistía en limpiar los puertos de obstáculos y municiones y recoger datos antes de los desembarcos en las playas, momentos arriesgados durante la guerra.

Utilizaban movimientos de cuerda manual con segundero central y presentaban un giro único: una exclusiva tapa de corona atornillada unida a la caja del reloj por una pequeña cadena. Junto con un cristal que se soldaba a la caja del reloj, se fabricaba para evitar la entrada de agua y el consiguiente daño al mecanismo. Este reloj fue uno de los primeros intentos estadounidenses de crear un reloj de buceo o militar.

  • El 6B/159 fabricado por Omega, Longines y Jaeger-LeCoultre

Fabricados por Omega, Longines y Jaeger-LeCoultre para los pilotos de la RAF y los navegantes militares, estos relojes tienen esferas blancas o negras, números árabes, segundero central, agujas de acero azul no luminosas y cajas de "Duraluminium", una aleación de aluminio, cobre, magnesio y manganeso, con fondo de acero.

Es interesante señalar que, a mediados de la década de 1950, el Ministerio de Defensa reprodujo algunos de los antiguos mecanismos del conocido calibre Omega 30 T2 SC en nuevas cajas de acero inoxidable y los dotó de nuevas esferas, algo que llamó la atención de muchos.

  • A. T. P. o Army Trade Pattern como los verdaderos caballos de guerra.

Aunque a menudo se pasan por alto, los relojes A.T.P. ("Army Trade Pattern"), junto con el 6B/159 y algunas otras piezas de relojería militar, fueron los verdaderos caballos de combate de las fuerzas británicas durante la Segunda Guerra Mundial, y no la más famosa "Dirty Dozen".

Estos relojes mecánicos fueron fabricados por una veintena de firmas suizas y compartían un conjunto de características bastante similares: cajas de cromo o acero de 29-33 mm, 15 joyas, calibres de cuerda manual, esferas blancas o plateadas con marcadores luminosos en forma de tubo o bastón y agujas centrales o subsidiarias y segundero.

Debido a que se fabricaron muchas unidades, hoy en día es bastante fácil encontrar un reloj A.T.P. en el mercado de segunda mano y de coleccionistas.

  • B-Uhren fabricados por IWC, A. Lange & Söhne, Wempe, Lacher & Company/Durowe (Laco) y Walter Storz (Stowa)

Estos relojes militares alemanes siguen siendo producidos hoy en día por innumerables empresas inspiradas en este estilo militar. El Beobachtungsuhr ("reloj de observación") fue diseñado bajo estrictas especificaciones y parámetros de calidad establecidos por el Luftfahrtministerium (Ministerio del Aire alemán) y producido por cinco firmas relojeras de renombre internacional: IWC, A. Lange & Söhne, Wempe, Lacher & Company/Durowe (Laco) y Walter Storz (Stowa).

Se produjeron dos tipos de esferas y apenas había diferencias entre ellas, la A y la B, y todas estaban montadas en grandes cajas de 55 mm (muy por encima de la media actual en cuanto a diámetro) y accionadas por mecanismos de cuerda manual con un alto grado de precisión en cada uno de sus calibres. El diseño lineal pero elegante, las coronas de cebolla y el aspecto utilitario de estos relojes militares los convirtieron en una leyenda en su categoría (coleccionistas de militaria).

  • Seikosha Tensoku del grupo Seiko, el reloj militar japonés

Seikosha, que forma parte del grupo Seiko, fabricó varios relojes en los años 30 y 40 para los militares japoneses. El Tensoku (abreviatura de tentai kansoku, que significa "observación astronómica") se fabricó para los pilotos aéreos del Mitsubishi A6M Zero, el avión que se hizo famoso por uno de los peores momentos de la guerra, el ataque a Pearl Harbor.

Análogos a los Beobachtungs-uhren del ejército alemán, tenían cajas de gran diámetro de 48,5 mm, calibres de cuerda manual, grandes coronas en forma de cebolla, índices numéricos arábigos y biseles con borde de moneda, lo que los convertía en elementos totalmente llamativos para este reloj militar de Japón que participó en la Segunda Guerra Mundial.

  • El Panerai Radiomir del Ejército Naval Italiano

Los primeros relojes Radiomir de Panerai se diseñaron y fabricaron en 1936, se produjeron en una serie de diez relojes en 1938 y se mejoraron en 1940 con asas reforzadas para evitar que se rompieran fácilmente. Con cajas de gran diámetro y esferas luminosas en sándwich iluminadas por un compuesto de radio, utilizaban inicialmente el calibre Rolex 816 (un movimiento Cortebert decorado), y más tarde por el Angelus cal. 240, un mecanismo con una reserva de hasta ocho días.

Estos primeros modelos de Radiomir fueron utilizados por la Marina Militaire italiana, o el ejército naval italiano, y concretamente por la sección Decima Flottiglia MAS, un grupo de élite de soldados de operaciones especiales náuticas que utilizaban torpedos guiados para dañar el transporte naval aliado y las fuerzas militares rivales durante la Segunda Guerra Mundial.

  • El cronógrafo Flieger fabricado por Hanhart y Tutima

Fabricados por las firmas relojeras Hanhart y Tutima en versiones de simple y doble pulsador en 1939 y 1941, respectivamente, estos cronógrafos aéreos (de aviación) fueron utilizados por el personal de la Luftwaffe.

Utilizaban el calibre mecánico de horología 41 de Hanhart y el calibre 59 de Tutima (ambos diseños de doble pulsador) o el calibre 40 de Hanhart (diseño de un solo pulsador), y utilizaban cajas de latón niquelado, esferas negras con índices con números arábigos blancos, agujas de segundos centrales flyback, contadores de 30 min. y de segundos corridos, y biseles fijos giratorios o lisos. Uno de estos modelos tenía una variante con un pulsador de cronógrafo revestido de rojo, un estilo que todavía puede verse en los relojes Hanhart.
Reloj marca Record perteneciente a la Dirty Dozen.
Regreso al contenido